Ir al Inicio - Club Baloncesto Ciudad de Ponferrada

ALCOBENDAS HACE SUS DEBERES

LOS MADRILEÑOS SE IMPUSIERON EN UN CHOQUE DONDE JAIRIS VOLVIÓ A AGUANTAR HASTA QUE LE DURARON LAS FUERZAS

 

HERO JAIRIS (17+19++11+19):  Pepe Llorente (12), José Varo (6), Juan Ignacio Jasen (18), Jorge Lledó (5) y Darío Sarrías (2)-cinco inicial- luego Luis Castellanos (2), Gomez-Arrones (5), Marcos Molina (11), Pedro Ruiz (0) y Adraz Hergueta (5).

NCS ALCOBENDAS (19+20+20+15):  Nicolás Bermúdez (2), Gabriel Díaz (13), Guillermo Ruiz (14), Pablo Rodrigo (6) y Alejandro Fortes (8)-cinco inicial- luego Sebastián Mbansogo (0), Eduardo Martínez (0), Luis de la Peña (3), Jorge Parra (3), David Marina (11), y Roberto Morentín (6).

ÁRBITROS: Marín Abad (Aragón) y Carreras Bierge (Cataluña).  Señalaron técnica al banquillo de Hero Jairis (min. 20), y otra seguida de una descalificante al jugador de Hero Jairis, Marcos Molina (min. 39).

PARCIALES:  4-10 (5’), (10’), 29-31, (15’), 36-41 (descanso), 41-49 (25’), 47-59 (30’), 55-68 (35’) y 66-74 (final).

INCIDENCIAS: Partido disputado en el pabellón “Bembibre Arena correspondiente a la tercera jornada del grupo 1 de la fase de ascenso a LEB Plata. Aproximadamente 200 espectadores al inicio del partido, llegando a los 400 al final.

      Alcobendas despidió la liguilla del grupo 1 con la segunda victoria en un partido que en cierta manera llevó el guion previsto de antemano, con el equipo dirigido por José Antonio Ramírez siendo intensos en la pintura y seleccionando buenos tiros exteriores, tal y como ha ocurrido en los encuentros previos.

Con estos argumentos lograron abrir los primeros huecos en el marcador yéndose de salida con un 4-15 peligroso para los murcianos que, tal y como ocurrió en los anteriores partidos, reaccionaron poco a poco y recortaron las distancias a la mínima expresión encabezados por Juani Jasen, por quien pasaba buena parte del juego ofensivo del equipo de Alcantarilla.

La igualdad fue la tónica predominante del segundo cuarto e incluso Jairis se puso por delante después de un triple a 6”09 (27-26) para el descanso. La igualdad se mantuvo hasta el último minuto, donde una falta en ataque y una técnica al banquillo permitieron que Alcobendas se fuese con una renta de 5 puntos (36-41).

En la reanudación, Alcobendas se mantuvo fiel a su estilo de juego para conseguir abrir más distancias, al tiempo que empezaban a flaquear las fuerzas en los murcianos. Así se llegó a una renta por encima de los diez puntos que ya indicaba que sería definitivo antes los evidentes problemas físicos que los principales jugadores de Jairis estaban evidenciando, costando un mundo en ocasiones llegar a puntear los lanzamientos cómodos de los madrileños.

Aún así, el partido volvió a tener un mínimo de “picante” cuando los murcianos lograron ponerse a seis puntos a falta de dos minutos (64-70). Sin embargo Alcobendas mantuvo la calma y la seguridad en los siguientes ataques sin que la victoria corriese riesgo en ningún momento.