Ir al Inicio - Club Baloncesto Ciudad de Ponferrada

Derrota del equipo Junior en Burgos

Encuentro

MARISTAS BURGOSCIUDAD DE PONFERRADA

104 - 53

5. Match Day

20 abril, 2019,

POLIDEPORTIVO MARISTA

No empezaba bien el partido para los ponferradinos, estableciendo Maristas las primeras diferencias desde el comienzo del encuentro, a través de su fuerte defensa y sus numerosas ocasiones de superioridades y contraataques ante el nulo balance defensivo de los locales, produciéndose de esta manera las primeras diferencias en el marcador.
El Ciudad de Ponferrada, no llego a encontrarse cómodo en ningún momento en ataque, no metiendo su primera canasta en juego hasta el minuto 3 de partido, fruto de una fuerte defensa burgalesa. Pero tampoco se encontraban en defensa, donde concedieron multitud de contraataques, y numerosas canastas fáciles y situaciones de 2+1. Se metieron demasiado pronto en bonus y faltas de sus jugadores importantes, que obligaron a mover rápidamente el banquillo. Sin encontrar un cambio de actitud con estos cambios de jugadores. Asi llegado el minuto 8 del primer cuarto fue expulsado su primer entrenador Alexis Álvarez, trás protestar una jugada con el árbitro principal, lo cual le costó dos técnicas y su posterior exclusión del partido, quedándose al mando del equipo el segundo entrenador Juan Jose Férnandez. Desde este artículo se quiere aprovechar, por parte del primer entrenador para aclarar, que no hubo ninguna falta de respeto en sus comentarios, simplemente un intercambio de opiniones que pareció no gustó al árbitro principal y la cual terminó con la expulsión del entrenador ponferradino a las primeras de cambio. En resumen fruto de la pasividad ponferrdina y la intensidad local y la cantidad de tiros libres de los que dispusieron unidos a su acierto desde esta distancia, puso el primer cuarto en un claro 29-13 para los locales.
Parecía empezar mejor el segundo cuarto para el Ciudad de Ponferrada, pero solo fue un espejismo y se volvió a los mismos errores, sin funcionar tampoco los cambios defensivos que propuso el equipo ponferradino, utilizando una defensa zonal, que tampoco les dio el resultado esperado. Asi se llegó al descanso con el marcador en un claro 54-24 favorable al equipo burgalés.
Se pidió un cambio de actitud en el descanso al equipo, olvidarse del marcador y situaciones fuera del juego y concentrarse únicamente en mejorar lo hecho hasta ahora. Fueron un poco mejor las cosas en el tercer cuarto para los
ponferradinos, cuarto que finalizó con un 26-20 de tanteo.
Aunque de nuevo aumentaron las diferencias en el último cuarto, fruto de la intensidad local, que no bajo en ningún momento a lo largo de los 40 minutos, aumentando asi las diferencias hasta el 104-53 final.